Seleccionar página

cerrajeros profesionales autorizados

A muchas personas les ha pasado que la cerradura se traba por lo que no puedes ingresar a tu casa u oficina ¿cierto? pues bien, esto ya no será un problema para ti porque afortunadamente estás leyendo el artículo que te dará las herramientas necesarias para que puedas resolver esta eventualidad.

Es bueno que sepas que existen algunos métodos o técnicas que serán tu salvación cuando experimentes este problema. De esta manera estarás suficientemente capacitado para resolverlo.

Métodos efectivos para abrir una puerta trabada

Se tratan de tres métodos, los cuales son realmente eficaces y son los más sencillos de practicar, solo tienes que seguir al pie de la letra las instrucciones que recibirás a continuación.

  1. Quitar las bisagras: Este es quizás la técnica más sencilla ya que solo tienes que quitar las bisagras de la puerta ayudándote con un destornillador.

Para esto, tienes que insertar el destornillador y retirar todos los tonillos que tiene la bisagra, una vez realizado este paso procede a quitar la puerta.

En ocasiones puede que las bisagras se hallen muy unidas a sus contenderos, si este es tu caso, no tienes de que preocuparte, basta con que apliques un poco de presión y puedas abrir bien las mismas para ello, necesitaras de un martillo, el cual con la propulsión del golpe te brindará la fuerza necesaria.

Luego solo tienes que sacar el pestillo y la cerradura para arreglarla.

Para poder extraer el pestillo puede que amerites la colaboración del mismo martillo, trata de que estos golpes no lleven tanta fuerza ya que pueden ocasionarte problemas internos en la cerradura si llegan a dañar una de sus partes.

Es decir, el golpe puede acarrear que la puerta sea seriamente dañada.

Para colocarla nuevamente solo tienes que poner todo en su lugar y colocar los tornillos de la bisagra.

Como ves, es muy sencillo y por eso está de primer lugar en esta lista.

  1. Haz una palanca: Este método no es el más recomendable, pero es muy efectivo, solo si tu cerradura no es de alta seguridad o si no has echado llave.

Para llevarlo a cabo, solo tienes que ayudarte con una tarjeta de crédito o con un cuchillo con punta. La idea es desplazar la tarjeta en la ranura que se encuentra entre el pestillo y la puerta para mover la barra que mantiene la puerta cerrada (pestillo).

  1. Quita la cerradura: Si te has quedado encerrado en tu casa, podrás realizar a cabalidad esta tarea, en la cual, solo tienes que quitar todos los tornillos visibles en la cerradura.

Una vez realizado ese paso podrás retirar la manilla y parte de la cerradura, con lo que podrás observar el mecanismo interno del mismo y determinar lo que esta impidiendo que esta funcione correctamente.

Si el caso es que debido a su desgaste ha dejado de funcionar de manera correcta, pues lo mejor será cambiarla, para esto lo recomendable es que al momento de comprar la cerradura nueva te lleves contigo la antigua para lograr que la nueva tenga las mismas medidas y así evitaras mayores contratiempos.

Es importante que antes de comenzar a trabajar tengas todos tus materiales a la mano para evitar que pierdas tiempo y así, logras terminar lo antes posible. Así mismo, como toda tarea de bricolaje es importante que tengas paciencia y no desesperes.

Como ves, se trata de procedimientos o métodos realmente sencillos de los cuales no es necesario que seas un experto, simplemente basta que lo intentes y lo practiques tantas veces como te sea posible. Pues bien, ya sabes que hacer en estos casos ¡Anímate!

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
PULSE Y LLAME